La dieta mediterránea reduce el riesgo a largo plazo de un aumento de peso posterior y la obesidad entre los adultos

Abril 19, 2016 Admin Salud 0 3
FONT SIZE:
fontsize_dec
fontsize_inc

Un grupo de investigación de España ha estudiado los hábitos dietéticos asociados con un alto consumo de frutas y verduras en la población mediterránea. Ellos analizaron la asociación entre la ingesta de frutas y verduras y el aumento de peso durante un período de 10 años en una población adulta Mediterráneo.

A pesar del alarmante aumento de la prevalencia de la obesidad, los estudios epidemiológicos que analizan prospectivamente el consumo de frutas y verduras y otros factores de estilo de vida en relación con el aumento de peso (WG) son todavía insuficientes. Por este motivo, un grupo de investigación formado por J Vioque, T Weinbrenner, Castellу A, L y M García Asensio de la Hera, el Departamento de Salud Pública, Historia de la Ciencia y Ginecología de la "Miguel Hernбndez" Universidad Elche-Alicante, España, explorado la asociación entre la ingesta de frutas y verduras y la ganancia de peso (GP) por un período de 10 años en la población adulta del Mediterráneo.

Dieta mediterránea reduce el riesgo de obesidad




Los científicos realizaron un seguimiento de 10 años, con los participantes sanos (206) años de edad 15 a 80 años al inicio del estudio en 1994, que participaron en una encuesta de nutrición en Valencia, España. Los datos sobre la dieta, estilo de vida, y el peso corporal se obtuvieron en 1994 y 2004 a través de un cuestionario de frecuencia de alimentos (FFQ) y mediciones directas. El promedio (WG) durante el período de estudio fue de 3:41 kg.

El análisis de los datos de este estudio estuvo limitado por el número de participantes. Los investigadores no realizaron análisis separados para hombres y mujeres y los grupos por motivos estadísticos (falta de potencia estadística suficiente). En cuanto a las diferencias de género, hay algunos estudios que han demostrado asociaciones entre la ingesta de los diferentes grupos de alimentos y los cambios de peso entre los hombres y las mujeres.

En conclusión, los investigadores encontraron que una mayor ingesta de frutas y verduras se asoció con un riesgo significativamente menor de la mitad WG (3.41 kg) en 10 años entre los adultos en una población mediterránea española. Estrategias de alimentación para aumentar la ingesta de frutas y verduras para prevenir y controlar el sobrepeso y la obesidad se debe promover con más vigor. Los investigadores concluyeron que los patrones dietéticos asociados con un alto consumo de frutas y verduras en la población mediterránea puede reducir el riesgo a largo plazo de la posterior WG y la obesidad entre los adultos.

(0)
(0)

Comentarios - 0

Sin comentarios

Añadir un comentario

smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile smile smile smile smile
smile smile smile smile
Caracteres a la izquierda: 3000
captcha